Datos de contacto

Si quiere contactar con nosotros, puede hacerlo por correo electrónico a alfilabogados@alfilabogados.es

miércoles, 27 de julio de 2022

MARY POPPINS Y SUS ENSEÑANZAS JURÍDICO-ECONÓMICAS

 

No es la primera vez que en este blog acudimos al cine para destacar su labor docente. A veces, hemos utilizado directamente la película y/o sus escenas para referirnos a un supuesto jurídico concreto, como hicimos con Ben-Hur (AQUÍ) Torrente (AQUÍ) o incluso Paco Martínez Soria en su papel de Don erre que erre (AQUÍ). Otras veces, ha sido simplemente para utilizar algún fotograma de la película o su cartel en alguna entrada como hemos hecho con Una habitación con vistas (AQUÍ), Matrimonio de conveniencia (AQUÍ), La caja 507 (AQUÍ) o Testigo de Cargo (AQUÍ).

 



Lo mismo hemos hecho en el canal de youtube, donde hemos publicado escenas de Tiempos Modernos (AQUÍ y AQUÍ), Don erre que erre (AQUÍ), Pretty woman (AQUÍ), ¡Qué bello es vivir! (AQUÍ) o Mary Poppins (AQUÍ y AQUÍ).

 

Precisamente a esta última película se refiere un interesante artículo publicado por Luis García Vega, Director del Máster Universitario en Gestión de Riesgos Financieros (MUGRF) en ICADE Business School, publicado en la web de divulgación universitaria “The conversation”. Su título es muy expresivo al respecto: Mary Poppins, catedrática de economía, y puede consultarse íntegramente AQUÍ, siendo muy recomendable su lectura completa.

 

En el artículo se da un repaso a los distintos temas jurídicos y económicos a los que se alude en la película, tales como las relaciones laborales (la selección de Mary Poppins o el despido de Mr. Banks), el derecho de sufragio o los pánicos bancarios.

 

Precisamente, la escena relativa a esto último es una de las que hemos compartido en el canal de Youtube, que os invito a ver de nuevo. O mejor aún, en estos días de vacaciones que se aproximan, en los que, además, tenemos un mayor ambiente familiar y unas horas tan intempestivas para salir a la calle como es la “hora de la siesta”, os invito, como hace el autor del artículo, a ver de nuevo la película, ahora con otros ojos.

 



 

 


viernes, 24 de junio de 2022

Lecciones de casación

 


En la vida profesional, antes de nada, hay que ser consciente de los propios límites. Si a un médico-pediatra le preguntan una cuestión de cirugía cardiovascular, lo más sensato es que rechace contestar, sobre todo si es en el ámbito profesional.


jueves, 16 de junio de 2022

Cómo tributan las pensiones de jubilación de quienes trabajaron en el sector bancario

 

Hace unos años, se generó cierto revuelo entre los pensionistas de jubilación a consecuencia de una resolución del Tribunal Económico-Administrativo que reconocía una reducción en la tributación en el IRPF para aquellos beneficiarios que hubiesen realizado aportaciones a las Mutualidades Laborales –precedente de la Seguridad Social- antes de su extinción en 31 de diciembre de 1978.

La resolución se refería a los jubilados de Telefónica, pero también el sector bancario –en sentido amplio, incluyendo Cajas de Ahorros- trató de obtener la reducción de su tributación. El resultado fue una nueva resolución del TEAC, de fecha 1 de julio de 2020, dictada específicamente para los pensionistas que habían efectuado aportaciones a la Mutualidad Laboral de Banca.

lunes, 6 de junio de 2022

DERECHO DIGITAL Y NUEVAS TECNOLOGIAS

 

 

Se ha publicado recientemente por la editorial Aranzadi la obra “Derecho Digital y Nuevas Tecnologías”, dirigida por los prof. Madrid Parra y Alvarado Herrera, que contiene los resultados del proyecto de investigación que han dirigido en los tres últimos años en torno a los retos actuales que la digitalización presenta al Derecho y en el que han participado investigadores de las Universidades de Jaén, Sevilla, Carlos III y Pablo de Olavide.

 


martes, 31 de mayo de 2022

De nuevo sobre la fecha de efectos del complemento de MATERNIDAD en pensiones a VARONES

 

 

 

Este es un tema del que nos hemos ocupado en varias ocasiones, tanto en este blog (AQUI , AQUÍ Y AQUI , como en el canal de Youtube (dos vídeos efectuados en directo, el primero


 y el segundo sobre la retroactividad, que podéis ver aquí) 


 

La "enésima" sentencia sobre el art. 348 bis de la Ley de Sociedades de Capital

 


El art. 348 bis de la LSC establece un derecho de separación para el socio que, a pesar de la obtención de beneficios repartibles por la sociedad, no obtiene dividendos por decidir la mayoría que se destinen a reforzar la solvencia de la entidad. Es, por tanto, su finalidad la de evitar la imposición “abusiva” de acuerdos de la mayoría sobre la minoría, que de éste modo ve mermadas sus expectativas en la sociedad.




Al respecto, ya publicamos en su día una entrada del profesor Porfirio que se refirió al artículo, de manera sarcástica, como “un precepto con mal fario” (y que puede consultarse AQUÍ). Entrada que, a su vez, tuvo una apostilla del propio autor (puede verse AQUÍ).

Recientemente, el propio profesor Porfirio me llamaba la atención sobre la publicación de otra sentencia del Tribunal Supremo sobre el tan repetido asunto, en concreto la núm. 38/2022, de 25 de enero, que puede consultarse íntegra AQUÍ.

Y me llamaba la atención porque la sentencia pone de manifiesto la ratio del precepto, que no es proteger el derecho del socio a separarse sino el derecho al dividendo.

No voy a entrar en un análisis más profundo de la resolución –que ya han llevado a cabo otros blogs de profesores de Derecho Mercantil e incluso de abogados- sino que me limito a poner de manifiesto tal afirmación, que me recuerda al debate que se planteó en los años 90 del pasado siglo en relación con la subrogación de acreedor hipotecario.

Como recordarán los más mayores, la ley 2/1994 introdujo una posibilidad hasta entonces inédita, aunque oculta en un precepto del Código Civil: la opción del deudor hipotecario de recibir un nuevo préstamo de otro acreedor para pagar al primero y con subrogación en la garantía hipotecaria, con el siguiente ahorro de costes que implicaría su cancelación y la constitución de una nueva en garantía del nuevo préstamo.

La ley justificaba esta posibilidad en la bajada de tipos de interés: si se promovía la competencia entre entidades financieras sin un coste excesivo, se facilitaría esa bajada de tipos de interés tan necesaria entonces (para los incrédulos, les puedo decir que mi préstamo hipotecario en aquel momento incluía unos intereses del 14% fijo). Y se concedía un derecho de enervación a la entidad acreedora inicial que podía evitar la subrogación si igualaba las condiciones del nuevo (aspirante a) prestamista.

Cuando se aprobó la ley, las entidades financieras se lanzaron a competir y a “robar” cuantos préstamos hipotecarios pudieron a la competencia, hasta que algunas empezaron a oponerse igualando las condiciones y enervando la subrogación.

En aquel contexto, se dictó una sentencia de 25 de noviembre de 2003 por el Tribunal Supremo que reconoció el derecho a la enervación del banco cuyo préstamo se pretendiera subrogar y ello porque la finalidad de la norma habilitante de la subrogación no era un supuesto “derecho del cliente a cambiar de banco”, sino la bajada de los tipos de interés.

Volviendo a la sentencia objeto de comentario, me ha llamado la atención una declaración breve pero que me resulta de interés: “como cualquier otro derecho, el de separación del socio debe ejercitarse conforme a las exigencias de la buena fe (art. 7.1 Cc) y sin incurrir en abuso de derecho (art. 7.2. Cc)”.

Y me llama la atención porque existe otro derecho que permite poner fin unilateralmente a una relación contractual por una de las partes sin alegar ningún tipo de causa ni motivo –el derecho de desistimiento-, respecto del cual hemos indicado que, a pesar de su definición, también ha de ejercerse de buena fe y sin abuso de derecho. La sentencia del Tribunal Supremo, aún de manera lacónica, viene a ratificar mi opinión. El lector interesado puede consultar al respecto el capítulo 9 de mi libro “El derecho de desistimiento en lacomercialización a distancia de servicios financieros a consumidores”. Quizá volvamos sobre el tema más adelante.




Por último, remitimos al lector interesado en el tema a los blogs de Luis Abeledo, del profesor Alfaro o de HayDerecho, en los que se ha comentado la sentencia.

lunes, 23 de mayo de 2022

Colaboraciones en el blog: AUTORES INVITADOS

 


La semana pasada, al hilo de una incidencia que tuvimos con un comentario de un avispado community manager, publiqué una entrada en la que me mostré dispuesto a publicar contenidos ajenos en el blog. Esa referencia ha motivado que por diversas vías me hayan llegado propuestas.

 


Para no tener que contestarlas individualmente, voy a plasmar aquí las “reglas” que vengo utilizando y que aplico siempre con los autores invitados:

 

1.- La primera es que agradezco enormemente el interés. Para mí es motivo de orgullo que alguien considere mi blog como algo atractivo. Querer publicar en mi blog implica seguirlo habitualmente y apreciarlo lo suficiente como para querer formar parte de él.

 

2.- Una regla evidente es que mi blog no es una web de promoción de otros despachos y/o abogados. Esto es una forma de colaborar con otros juristas para ofrecer a los lectores contenido útil. Por eso, en ningún caso se admiten entradas cuya única finalidad sea la autopromoción del autor.

 

3.- De ahí la necesaria calidad de la entrada a publicar, que exige contenido original –el plagio está perseguido en esta web-, un mínimo de mil palabras, un contenido evidentemente jurídico y un control previo del mismo. Ese control de contenido lo ejerzo yo, como titular del blog, y por tanto será inapelable la decisión que tome al respecto. Si la entrada que me remiten no es adecuada por el tema, no tiene un lenguaje claro y accesible al público o contiene faltas de ortografía será rechazada.

 


4.- Partiendo de la base de que esto no es una web promocional, lógicamente sí se admite incluir una breve reseña del autor (nombre y apellidos, profesión, despacho o Universidad y ciudad) así como el enlace a su web o su blog.

 

5.- Las entradas suelen incluir una o más fotos, que deben tener algún tipo de relación con el contenido. Si me las adjuntas con el texto (en Word), mucho mejor. La dirección de correo electrónico es alfilabogados@alfilabogados.es . Te contestaré indicando si se puede publicar o no y la fecha de publicación. Durante la semana siguiente, te informaré de las visitas que ha obtenido.

 

6.- Una vez publicada la entrada en el blog, realizaré la difusión habitual, es decir, se dará noticia de la misma en mis redes sociales. Espero del autor que haga lo mismo en las suyas, porque sería ilógico que no lo hiciera.

 

7.- Por último, a mí también me encanta publicar en otros sitios, así que si te animas a publicar en mi blog y quieres que, simultáneamente, publique yo una entrada en el tuyo, el beneficio será doble. O si prefieres que sea yo quien publique en tu blog aunque tú no quieras hacerlo aquí. Me da igual. Me gusta escribir y no tengo problema en colaborar con otras webs.

 

8.- Por último, no puedo olvidar que soy profesor de Derecho, por lo que este blog está especialmente abierto a estudiantes universitarios. No suelo ofrecerlo a mis alumnos porque se podría entender que pretendo aprovecharme de sus ideas y de su trabajo. Pero, aunque no lo haga, está abierto a ellos y a cualquier estudiante del Grado, Máster, etc.

 

Si has llegado hasta aquí y te parece interesante, anímate y envíame tus textos y fotografías.